Blog

Semblanza de Máximo Pacheco

en Artículos 19 abril, 2021

Por Teresa Lema G.
Socia del Club del Libro Jaime Mendoza

Máximo Andrés Pacheco Balanza, a quien todos en Sucre conocen por “Mimo”, nació en Sucre un 1º de mayo de 1961. Salió bachiller del colegio del Sagrado Corazón, en el que forjó amistades entrañables y duraderas. Sucrense de cepa, conoce la ciudad no solamente por fuera, calles, puertas, campanarios… sino por dentro, en los rincones llenos de historias de casas coloniales y museos, en los patios frescos y misteriosos, en los ilustres personajes que vivieron en ella.

Su primera experiencia como estudiante universitario lo lleva a las aulas de Medicina, donde mal alumno no fue. Probablemente en ese entonces, llevaba ya por dentro la semilla de la escritura, porque alrededor de los veinte años, deja todo y empieza a escribir y publicar, a veces en ediciones artesanales. Dice en alguna entrevista: “Cuando uno es joven y quiere ser escritor, es como una necesidad vital, crees que a través de la literatura vas a decir una verdad increíble, pero con el tiempo te vas dando cuenta de que ni hay esas verdades ni las encuentras con la literatura.” A los 19 años publica su primera obra, bajo el título A estas interminables horas de la tarde, con la cual obtendría años más tarde, el Premio San Andrés de Novela (1984).  En 1986, en el II Concurso Nacional de Guiones Cinematográficos, recibe el primer premio por Lumpen Proletariat, que le otorga el Jurado compuesto por Carlos Mesa, Jorge Sanjinez, Pedro Susz y Raquel Romero. En esa década, su producción es en gran parte poética, con los poemarios Anatomía de la tumba (1982), Así en la vida como en la muerte (1984), Mariposa nocturna (1986) y Vómito de perro (1988)

En el año 2000, volviendo a la narrativa, su obra Huesos y cenizas merece la Mención de honor en el Concurso nacional de novela de Bolivia y en 2005, la misma Mención por su novela Retrato de ciudad con calavera en la mano.

En 2010, presentando por tercera vez una obra suya al Concurso nacional de Novela de Santillana, gana el Primer premio con la novela La noche como un ala. Acaba de publicar, a inicios de 2021, la obra La humedad en el vientre del lagarto, “novela plena de humor e imaginación”, como dice Alex Salinas.

Mimo no sólo es escritor, sino que dirigió varios Talleres de Narrativa y es fundador de la editorial Pasanaku, particularmente dedicada a dar a los jóvenes escritores la oportunidad de publicar sus obras.

Después de obtener una Licenciatura en Historia en la Universidad Mayor de San Francisco Xavier de Chuquisaca, trabajó en el Archivo y Biblioteca Nacionales de Bolivia en Archivística y Catalogación, siendo además un experto paleógrafo, hasta que, en el año 2017, ganó la Convocatoria para la Dirección de la institución, cargo que desempeña con éxito hasta 2020. Luego de una interrupción de varios meses, fue llamado a retomar sus funciones en febrero de 2021, gracias a lo cual podrá dar continuidad a las actividades del ABNB.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *